Las 5 claves que necesitás en temporada de exámenes

Las 5 claves que necesitás en temporada de exámenes

Las personas que estudian y trabajan a la vez tienen menos tiempo que la media. Por tanto, al enfrentarse a una intensa temporada de exámenes deben gestionar de forma eficiente el tiempo escaso y así evitar raptos de estrés y ansiedad. En nuestra sección #SigoEnLaFacu te damos 5 claves para organizarte y aprobar todos tus exámenes:

1. Organizar el tiempo: es necesario tener en claro cuánto tiempo tenés para preparar cada materia en función de los diferentes exámenes. De esta forma, podés organizarte con una agenda o calendario para llegar a cada uno de ellos preparado. Es necesario repartir el tiempo de forma eficaz para cada una de las tareas que tengan que cumplirse según cada materia.

2. Cada minuto cuenta: no esperes a tener una gran cantidad de horas disponibles para sentarte a estudiar, cada momento libre cuenta cuando el tiempo es escaso. Un viaje en colectivo, la hora del almuerzo o un hueco en el que faltó un profesor pueden servirte para avanzar en la lectura de un texto o para empezar un trabajo práctico.

3. Cuidado con procrastinar: es esencial evitar posponer el estudio o la realización de trabajos o tareas importantes. Al tener poco tiempo para cumplir con estas obligaciones, hay que aprovechar al máximo las horas libres, empezar a estudiar con antelación y no dejar para mañana lo que se debe hacer hoy. Si el estudiante cumple con el primer punto y arma un calendario, tan sólo resta que lo siga para avanzar con todas las responsabilidades y llevarlas a cabo a tiempo.

4. Licencias por examen: en Argentina, de acuerdo a la Ley de Contrato de Trabajo, un estudiante puede pedirse hasta 10 días de licencia por examen. Se puede tomar máximo 2 días corridos por cada examen. Como empleado, es importante que converses con tu superior antes de la temporada de exámenes y puedas avisar con tiempo qué día o días necesitarás tomarte. Dependiendo del ámbito laboral donde te insertes, podrás tener mayor o menor flexibilidad horaria en torno a esta necesidad.

5. Equilibrar tus obligaciones y tus descansos: descansar es tan importante como ser responsable y disciplinado al estudiar y trabajar. Dedicarle tiempo al deporte, el ocio y el esparcimiento genera un equilibrio sano y posibilita continuar la jornada laboral y estudiantil a largo plazo. Si no se le dedica tiempo a distender la mente y el cuerpo, se acumula el estrés y disminuye la eficacia a la hora de estudiar y trabajar.

6. El día del examen: es fundamental que descanses correctamente, te acuestes temprano y no te quedes repasando hasta última hora. Si en tu trabajo te dan la posibilidad, podés pedir salir un par de horas antes para repasar antes de rendir y llegar puntual a la evaluación.

 

Poné en práctica estos consejos y aprovechá a postularte en Bumeran.com.ar a ese trabajo que tanto estás buscando. Tenés miles de avisos y estas a un click de conseguir ese puesto que querés.

 

Imagen principal: Tirachard para Freepik.